Jamás unas medias nailon con sandalias

Todo el mundo sabe que esta ciudad es el paraíso de la moda. Aquí hay que venir para inspirarse y a veces, incluso, para espantarse…

Sin querer yo acabé escogiendo vivir en el barrio donde está un buen número de las boutiques de moda. Mi calle principal es una pasarela constante, donde basta salir a comprar el pan para el desayuno, para encontrarse un modelito más fascinante que otro. En el breve trayecto de la casa a la panadería, uno ve pasar lo mejor de las grandes firmas, las prendas más atrevidas y las más sofisticadas.

Hay tanta elegancia, tanta creatividad, tanto estilo en las mujeres de Tokio, que uno se marea de la confusión cuando, de pronto, se encuentra con pecados de la moda que, allá en nuestra tierra, ninguna mujer se atrevería a cometer.

Allí va esta hermosa chica, con un vestido estupendo de Issey Miyake y con la más linda bolsa de Michael Kors. Ella, de tan bonita que es parece flotar en el aire, con los mil pliegues de su Issey Miyake sacudiéndose como una graciosa cometa.

Pero de pronto: ¡la pesadilla!, su coqueto par de sandalias de Miu Miu ha sido arruinado por unas horrorosas medias nailon, que ocultan sus lindos dedos con un perfecto pedicure. ¿Cómo es posible que mientras escogía ese conjunto, decidiera asesinarlo con unas medias que no hacían falta?

Yo no tengo bolsos Michael Kors, ni me atrevo a imaginar cuanto constarán esas sandalias de Miu Miu, pero algo que sí sé es que uno de los mandamientos de la biblia de la moda (al menos de la biblia que rige nuestro mundo occidental) es “Nunca jamás te colocarás unas medias nailon si has decidido ponerte unas sandalias”.

Al sueño de la moda en Tokio de vez en cuando lo perturban unas cuantas pesadillas: medias nailon con sandalias, horripilantes mascarillas médicas haciendo juego con lindos vestidos, sombreros de espantapájaros y anticuados guantes de tela, que llegan hasta los codos, para protegerse del sol a costa de la estética…

Quizás yo estoy siendo muy purista o quizás esta ciudad es aún muy adelantada para mí. Sin embargo, siempre quedarán ciertas cosas que serán un misterio para esta extranjera en Japón.

PD: Si pasan por Twitter, soy @sandrayepezrios

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s